Científicos descubrieron un río de 460 kilómetros bajo la Antártida (y no es una buena noticia)

Este río bajo la Antártida demuestra que el territorio se está derritiendo en la base más profunda de sus capas de hielo. Si la Antártida se derritiera en su totalidad se podría elevar el nivel del mar a nivel mundial en 4.3 metros, según este estudio ciéntifico.

Científicos han documentado de manera reciente que existe un río bajo la Antártida que mide unos 460 kilómetros. Y esto no es algo bueno para el planeta ni para la Antártida. Te explicamos por qué.

Este río bajo la Antártida podría estar acelerando la pérdida de hielo conforme el clima en el mundo se calienta. Además afecta significativamente el flujo y el derretimiento del hielo en el continente, según dicen investigadores del Imperial College London y otras instituciones internacionales.

Publicidad

“Cuando descubrimos por primera vez lagos debajo del hielo antártico hace un par de décadas, pensamos que estaban aislados unos de otros”, comentó Martin Siegert, glaciólogo del Instituto Grantham en el Imperial College de Londres y coautor del nuevo estudio.

“Ahora estamos empezando a comprender que hay sistemas completos allí abajo, interconectados por vastas redes fluviales, tal como podrían estar si no hubiera miles de metros de hielo encima de ellos”, indicó Siegert

Lo anterior demuestra que la Antártida se está derritiendo en la base de sus capas de hielo, lo cual provoca que se formen ríos. Esto no es algo bueno, pues los canales de agua dulce a alta presión pueden acelerar el proceso de derretimiento del hielo a medida que la base del glaciar se vuelve más frágil.

Publicidad

Consecuencias negativas

“Podríamos estar subestimando enormemente la rapidez con la que se derretirá el sistema si no tenemos en cuenta la influencia de estos sistemas fluviales”, dijo la investigadora principal, Christine Dow, de la Universidad de Waterloo en su estudio publicado en la revista Nature.

El descubrimiento se hizo a través de una combinación de sondeos de radar aerotransportados que pueden mirar a través del hielo, además de modelos de flujo de agua. Los expertos examinaron el hielo de las capas del este y oeste en la Antártida, con agua que se escurre hacia el mar de Weddell dentro del océano Antártico.

Martin Siegert afirma que la región en la que se basa este estudio tiene suficiente hielo para elevar el nivel del mar a nivel mundial en 4.3 metros si se derritiera por completo.

“La cantidad de este hielo que se derrite, y la rapidez con la que se derrite, está relacionada con lo resbaladiza que es la base del hielo. El sistema fluvial recién descubierto podría influir fuertemente en este proceso”, afirmó.

Este contenido esta protegido por los derechos de autor y de propiedad intelectual. Se prohibe la copia, transmisión o redistribución del mismo sin autorización por escrito de Crítica Digital Noticias. Todos los derechos reservados. Copyright 2022.

img src="https://criticadn.mx/wp-content/uploads/2022/11/CIntillo_29.5x5-scaled.jpg" />
Publicidad

Noticias relacionadas...

¿Qué te parece esta noticia?