Tras muerte de joven en Xochimilco, regularán consumo de alcohol

*También será obligatorio el uso del chaleco salvavidas y se reforzará la vigilancia policiaca; mientras que el dueño de la embarcación tendrá que hacerse responsable por el fatal accidente.

A partir de este viernes se regulará el consumo de alcohol en los embarcaderos de Xochimilco, en uno de los cuales murió el domingo un joven, quien presumiblemente había ingerido bebidas embriagantes y al brincar de una trajinera a otra se hundió en el canal, por lo que fue necesaria la intervención de personal de rescate, que tardaron casi 16 horas para recuperar el cuerpo.

El alcalde José Carlos Acosta señaló que sólo se permitirá el ingreso de una botella de un litro de alcohol por trajinera, así como tres cervezas de 250 mililitros por persona, como máximo, aunque quedará prohibida la venta de las llamadas “micheladas”dentro del canal turístico.

Publicidad

“No habrá tolerancia con las tiendas y locales aledaños que no cuenten con permiso para la venta de alcohol, por lo que se reforzarán los operativos, y el dueño de la trajinera involucrado en este accidente se hará responsable, porque también ellos deben ayudar a la seguridad de los visitantes”, afirmó.

En esta administración, precisó, suman un millón 790 mil turistas nacionales e internacionales que han visitado este sitio, por lo que a partir del primero de octubre será obligatorio el uso de chalecos salvavidas durante el recorrido, y de negarse a usarlos deberán firmar una carta responsiva.

Publicidad

Además, a los prestadores de servicio se les aplicará una prueba antidopaje; se les capacitará en primeros auxilios, rescate y natación; se les credencializará y se reforzarán los recorridos de vigilancia para inhibir la presencia de guías no autorizados.

De octubre de 2018 a la fecha, indicó, se realizaron 327 operativos en los embarcaderos de Nativitas, Salitre, Caltongo y Belém, con el apoyo de las policías Auxiliar, de Turismo y Ribereña, los cuales continuarán para evitar también el uso de bocinas y otros aparatos de música a gran volumen.

La música de mariachis, tríos, norteños y salterios será la única permitida, porque es parte del recorrido tradicional, precisó, y señaló que todos los jóvenes que acompañaban a Juan “N” fueron examinados por un médico legista y presentaban un “alto grado de estado etílico”.

En una revisión de la trajinera donde viajaban se encontraron más de 30 botellas de cerveza, de whisky y “patonas” de Bacardi. Los familiares de la víctima rindieron su declaración en la Coordinación Territorial XO-2; en tanto, se practicó la necropsia de ley para determinar las causas de su muerte.

Mientras la Procuraduría General de Justicia dijo que continúa la integración del expediente, la Secretaría de Seguridad Ciudadana señaló que hay la posibilidad de duplicar el número de policías ribereños que vigilan los canales, actualmente 30, en fechas festivas como el 16 de septiembre.

Por su parte, legisladores locales pidieron al Instituto de Verificación Administrativa y a la alcaldía realizar operativos, a fin de inhibir la venta de alcohol e incrementar la seguridad de los visitantes en los embarcaderos, y que la policía ribereña realice recorridos completos para vigilar los mantos.

La ausencia de supervisión incita a vulnerar las reglas y no inhibe delitos en canales y embarcaderos, cuando los paseos por los canales de Xochimilco deben tener una certificación que dé certeza sobre su seguridad, consideraron.

Publicidad

¿Qué te parece esta noticia?