Ya llegó el coronavirus; México confirma tres casos; hay otros tres sospechosos

Los primeros contagios registrados en el país por COVID-19 son importados: tres personas que lo adquirieron de la misma fuente durante un congreso en Italia y ahora están aisladas.

El virus que ha dejado más de tres mil muertos a nivel mundial llegó a México importado desde Italia.

La Secretaría de Salud informó que tres personas dieron positivo al COVID-19. Dos de ellas están en la CDMX y otra en Culiacán. Están bajo aislamiento médico y presentan síntomas leves.

Publicidad

Los tres se contagiaron de la misma fuente: un italiano con residencia en Malasia con el que convivieron hace días en un congreso realizado en Bérgamo, al norte de ese país. Al regresar a México todos ellos empezaron con síntomas el 23 de febrero.

El primer caso es un hombre de 35 años que está internado en el INER. El segundo es un hombre de 41 años aislado en un hotel de Culiacán. El tercero, también de la CDMX, es un contagio confirmado que está bajo vigilancia médica en su vivienda.

Hay tres casos sospechosos, dos de Guanajuato y uno en Durango. No tienen relación con los ya confirmados.

Publicidad

Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, destacó que hasta ahora no hay casos asociados o secundarios, es decir, que no hay brotes en familiares de los infectados.

Al descartar una emergencia y criticar las compras de pánico de cubrebocas o desinfectantes, llamó a guardar la calma y tomar medidas, como lavarse las manos. Rechazó aplicar restricciones, sean cercos sanitarios o cancelar actos masivos.

Van tres infectados en México

Autoridades sanitarias mexicanas confirmaron ayer que tres connacionales que viajaron la semana pasada a un congreso en Italia dieron positivo a COVID-19 y subrayaron que se trata de casos importados y que no hay contagios de segunda generación. Añadieron que hay tres personas en observación.

El director general de Epidemiología de la Secretaría de Salud, José Luis Alomía Zegarra, confirmó tres casos del coronavirus COVID-19 en México, importado del norte de Italia, donde las personas que dieron positivo a la enfermedad viajaron con motivo de negocios a una convención en la provincia de Bérgamo.

Informó que hay reporte de tres casos sospechosos, dos son de Guanajuato y uno en Durango. Subrayó que no están relacionados con los tres confirmados.

Durante la conferencia matutina en Palacio Nacional, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, había informado de los dos primeros casos confirmados.

Alomía Zegarra detalló que el “paciente índice” es un hombre de 35 años en la Ciudad de México, aislado en el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), quien permanecerá internado por lo menos hasta mañana, para después pasar a un aislamiento preventivo de 14 días en su hogar.

El segundo caso es un hombre de 41 años hospedado en un hotel de Sinaloa, donde permanece aislado.

Mientras que el tercer caso se ubica también en la Ciudad de México; un hombre que por la mañana estaba en investigación y que en la tarde fue confirmado, por lo que está confinado en su propia vivienda.

Detalló que los tres pacientes presentaron sintomatología leve y que participaron en la misma convención en Bérgamo.

Señalaron que los tres casos confirmados son importados, provenientes de una misma fuente de infección, un ciudadano italiano que reside en Malasia.

En la conferencia matutina, López-Gatell indicó que otro mexicano que estuvo en Italia está infectado, pero permanece en cuarentena en la nación europea.

“Tendríamos ya tres casos confirmados en México del nuevo COVID-19, sin embargo, era un caso que estaba dentro de un grupo de posibles casos esperados, ya que sabíamos que cuatro personas habían tenido la misma exposición en el extranjero, de hecho, la fecha de inicio de síntomas del tercer caso es la misma, 23 de febrero, que los dos casos anteriores”, dijo Alomía Zegarra.

Sobre la cuarta persona, un hombre de 59 años asintomático, que se mantiene aislado en el hotel de Sinaloa, López-Gatell dijo que se está a la espera de que pueda o no haber colonización viral.

Destacó que hasta ahora no hay casos asociados, secundarios o de segunda generación, es decir, que no hay brotes en los familiares de estas personas que son atendidas, ya que todos dieron negativo a las pruebas.

La llegada del coronavirus a nuestro país puso en alerta a autoridades locales que implementaron medidas.

Gobernadores de Tamaulipas, Coahuila y Nuevo León acordaron realizar un frente contra la propagación del coronavirus y ordenaron una reunión entre los tres secretarios de Salud para elaborar los protocolos correspondientes atendiendo a que son estados fronterizos.

El acuerdo lo hicieron en Ciudad Victoria, Tamaulipas, dentro de la primera reunión de gobernadores del Noreste que pertenecen a la Conago y el gabinete de seguridad del gobierno de México.

Dijeron que además de tocar el tema de seguridad también metieron en la agenda el de salud debido a que el coronavirus se volvió un caso emergente, sobre todo para estos tres estados por su zona geográfica aparte de que son vecinos de Estados Unidos, donde hay 62 casos de COVID-19.

Michoacán informó que no tiene reporte de casos sospechosos y las autoridades sanitarias pidieron a la población implementar medidas de higiene preventivas para cualquier otra enfermedad respiratoria.

Establecieron filtros en los aeropuertos internacionales de Uruapan y Morelia, así como en el puerto de Lázaro Cárdenas donde llegan constantemente embarcaciones de Asia y otros continentes.

Por su parte, el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo Flores, aseguró que el sector salud estatal se encuentra en alerta y se coordinara con la Federación para hacer frente a la posibilidad de la llegada del coronavirus. Añadió que no hay casos registrados en ese estado.

El director Estatal de Servicio de Salid, Heriberto Soto Haro, afirmó que en Baja California Sur tampoco hay casos sospechosos.

Mientras que la Secretaría de Salud en Coahuila, uno de los primeros estados en implementar brigadas médicas en aeropuertos, exhorta a la población a fortalecer las acciones preventivas.

SU TRAYECTO

En el congreso que se realizó en Bérgamo, Italia, mexicanos tuvieron contacto con un connacional que fue diagnosticado con el COVID-19 y que actualmente permanece en cuarentena en ese país, Además, convivieron con un italiano residente en Malasia, también infectado.

Caso 1

·            El 15 de febrero llegó a Italia

·            El 22 arribó a la Ciudad de México

·            Acudió al INER, donde permanece aislado

Caso 2

·            El hidalguense llegó a Italia el 15 de febrero

·            Regresó a la Ciudad de México el 22

·            Ese mismo día voló a Guadalajara

·            Llegó a Sinaloa el 27

·            Fue aislado en la habitación del hotel donde se hospedó, al igual que su acompañante, en otro cuarto.

Caso 3

·            El mexiquense llegó a Italia el 14 de febrero

·            Volvió a México el  21

·            Fue aislado en su domicilio, ubicado en el Estado de México.

No hay razón para establecer cercos

En la conferencia de la noche, ayer en Palacio Nacional, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, afirmó que cerrar espacios públicos, impedir concentraciones de personas, cancelar eventos masivos, cerrar salas de cine o teatros no procederá, en tanto tengamos transmisión localizada.

“Esto trae afectaciones económicas, sociales. Tenemos que ser prudentes como gobierno y mantener las cosas en su justa dimensión. Nos preparamos para una etapa prolongada de varios meses”, aseveró.

Indicó que una persona infectada con el COVID-19 puede contagiar hasta a tres personas. Sin embargo, existen varios escenarios de propagación del virus y el sector salud ya implementó medidas ante cualquiera de éstos.

“El virus estará en el mundo alrededor de dos años; por experiencias previas sabemos que llegará un momento de equilibrio en que haya más personas que tienen defensas y se contenga”, señaló.

Llamó a la población a guardar la calma y destacó que no hay una emergencia nacional ni emergencia de salud.

“No hay una emergencia relacionada con la entrada de coronavirus 2019 a México, analizamos cuidadosamente el plan de preparación, que, como ustedes saben y lo hemos dicho, hemos estado formulado y desarrollando durante los dos meses anteriores, desde que empezó la epidemia en China, y también la evidencia sobre la evaluación de riesgos tanto a nivel global como a nivel nacional”, añadió.

Difunden las medidas de prevención

El subsecretario de Salud pidió a la población no creer en mitos sobre la epidemia del coronavirus.

La respuesta de salud pública a la llegada del coronavirus a México depende de la participación social y comunitaria, con medidas de higiene general que son sumamente efectivas, útiles y que literalmente están en las manos de la ciudadanía, informó Hugo López-Gatell, subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud.

Dijo que la principal recomendación es lavarse las manos con agua y jabón por un lapso de tres a cinco minutos y, de no ser posible, utilizar alcohol, gel u otros desinfectantes para la piel, así como practicar el llamado estornudo de etiqueta, en el ángulo interno del codo.

López-Gatell pidió a la gente no creer en mitos y mucho menos realizar compras de pánico, pues no se necesita desinfectar casas, espacios de trabajo o escuelas con productos que combaten los gérmenes o que contienen cloro.

“Si en casa o en la intendencia de una escuela o en los espacios públicos se usa una solución desinfectante, síganla usando, pero no necesitan hacer una actividad especial, ni hacer compras de pánico, como nos relatan que se hicieron hoy de desinfectantes domésticos, no tiene sentido, no existe ningún fundamento científico de que esto les va a proteger, y como el riesgo es considerablemente bajo tampoco tienen que malgastar el dinero”, advirtió.

De igual forma, dijo que cubrebocas simple, convencionales, de tela azul, con una pequeña liga, que tienen espacios para respirar, no sirven para protegernos de infecciones respiratorias, incluido el coronavirus, “porque nos quedan expuestos los ojos que también son una fuente por la que puede entrar el coronavirus, la influenza y muchos otros virus”.

“Surgen verdaderamente situaciones sin sentido, una persona se pone la mascarilla, pero en 15 minutos ya se acaloró y se la pone de lado, se la pone arriba o ya tiene hambre y ya va a comer y la trae de sombrero, y está respirando, entonces no está cumpliendo el propósito la mascarilla; son escenas reales que hemos vivido en distintas epidemias no sólo en México, en el mundo”, manifestó.

Publicidad

¿Qué te parece esta noticia?