Felipe Calderón encabezaba reuniones con narcotraficantes: «La Barbie»

Esta mañana generó un gran impacto la nota revelada por la periodista Anabel Hernández y publicada en Investigaciones Especiales Aristegui Noticias, donde refiere que Edgar Valdez Villarreal, mejor conocido como "La Barbie", además de ser narcotraficante, era informante de la DEA y del FBI. El documento judicial afirma que la información proporcionada por "La Barbie" fue "veraz".

Desde muy temprana edad, La Barbie comenzó su vida criminal, siendo a los 18 años cuando fue acusado de su primer crimen en Estados Unidos, desde antes de los 30 años ya se encontraba metido en el narcotráfico en México, perteneciendo a cárteles La Federación y al clan de los hermanos Beltrán Leyva.

No solamente realizaba operaciones que tenían que ver con droga, también organizaba ejércitos de sicarios para combatir a los cárteles enemigos de La Federación, en el cual estaban asociados el Cártel de Sinaloa, Cártel de Juárez, los Beltrán Leyva, entre otros.

Publicidad

A través de documentos judiciales, se conoce de manera oficial que La Barbie trabajaba como informante de la DEA y el FBI mientras se dedicaba al narcotráfico, esto sin que tuvieran conocimiento sus jefes y socios del tráfico del droga, ni siquiera los funcionarios corruptos a quienes les pagaba sobornos, como el Secretario de Seguridad Pública Federal Genaro García Luna.

En el documento que data del 2018, se revela que de 2008 a 2010, Valdez Villareal proporcionó información sensible a través de una tercera persona a la DEA en San Antonio, Texas, del FBI en McAllen, y a las oficinas del FBI que se encuentran en la embajada de Estados Unidos en México.

La parte más importante del documento se clasificó durante dos años, la cual fue mantenida como reserva hasta los primeros meses de este año.

Publicidad

Durante la cooperación del narcotraficante con el gobierno de Estados Unidos, reveló la corrupción de altos funcionarios del gobierno mexicano, y de como éstos intercambian información con los cárteles, principalmente el de Sinaloa y el de los Beltrán Leyva.

La Barbie fue testigo de los oficiales del gobierno de Felipe Calderón que entregaron la identidad y ubicación de agentes de la DEA que trabajaban encubiertos en México, misma información que ayudó a proteger la vida de los agentes.

La identidad de la tercera persona a través de la cual Valdez Villareal se comunicaba con el gobierno americano, así como la de los funcionarios involucrados, se mantuvo clasificada para proteger las vidas de estas personas.

Entre la información que La Barbie proporcionó, a través de una carta firmada por él en noviembre de 2012, asegura haber entregado sobornos millonarios a Genaro García Luna, y a su grupo de policías corruptos, y fue testigo de pagos que recibieron por otros capos.

Además, afirmó que el ex presidente Felipe Calderón encabezaba reuniones con narcotraficantes, misma información que con seguridad compartió con la DEA y el FBI. El documento judicial afirma que la información proporcionada por La Barbie fue «veraz».

El Departamento de Justicia de Estados Unidos le solicitó a Edgar Valdez que testificara en el proceso judicial en contra del narcotraficante Alfredo Beltrán Leyva, y en diversos casos que todavía se encontraban en proceso.

Cabe señalar que los primeros contactos que La Barbie tuvo con la ley se remontan al 2004 cuando se comunicó con el Departamento de Justicia de Texas para que desecharan los cargos en su contra. A cambio de considerar eso, el gobierno americano le pidió que ayudara en la captura de Joaquín «El Chapo» Guzmán y de Arturo Beltrán Leyva.

Valdez Villareal no lo hizo en aquel entonces, posteriormente cambió de opinión en 2008, cuando se desató la guerra entre el Cártel de Sinaloa y los Beltrán Leyva debido a la ruptura de La Federación.

Publicidad

¿Qué te parece esta noticia?